Skip links

Planificación de la cosecha: La ruta de éxito para tu huerto

Pese a los avances tecnológicos de los últimos años, la industria agrícola debe sortear y dominar continuamente muchas variables en la administración de los huertos. 

En muchas ocasiones, se vuelve complicado predecir con certeza los resultados y el rendimiento de las cosechas y, debido al alto grado de incertidumbre que surge en la gestión de los cultivos, es conveniente que las empresas del sector le den un especial cuidado a este aspecto.

Por todo esto y más, la planificación de la cosecha es crucial para obtener el mayor beneficio financiero de las inversiones. ¿En qué consiste planificar y gestionar el huerto? En este artículo se ofrecen algunos datos acerca de esta importante actividad en la gestión:

El secreto para obtener los mayores beneficios de tu cosecha

Es muy común que algunas empresas planifiquen la gestión de sus huertos por temporadas, otras no. Sin embargo, a medida que las variables de clima, disponibilidad de agua para riego, o los cambios en el comportamiento del mercado, por nombrar algunas, van fluctuando de forma inesperada, la predicción y planificación se torna cada vez más difícil y poco precisa y más aún para aquellas que no planifican nada.

Es por ellos que contar con sistemas que entreguen mayor información de primera mano de estas variables y de los cultivos per se, ayuda a que las empresas puedan estar preparadas y asi sortear los cambios inesperados.

Cuando se planifica de forma precisa y oportunamente en base a información, se obtienen múltiples beneficios tales como:

  • Optimización de los tiempos de reacción ante los cambios.
  • Ahorro de recursos como fertilizantes, herbicidas, transporte, materiales y mano de obra.
  • Evita stocks innecesarios.
  • Evita acuerdos unilaterales con bajo poder de negociación
  • Optimización del uso de los suelos al gestionar la rotación previa de las plantas en el caso de los cultivos.
  • Prevención de crisis de rentabilidad en la cosecha, por medio de presupuestos e inversiones previamente estipulados.
  • Mejora sustancial en la salud y crecimiento y rendimiento de las plantas.

Se recomienda que la planificación estratégica y operacional no solo se debe prever a partir de la temporada actual, sino que se puede extender hacia tres o cuatro años en adelante, con la finalidad de maximizar la ventana de ahorros y la gestión correcta de los recursos.

¿Cómo alcanzar el éxito con la planificación de la cosecha?

La única forma para realmente ver los resultados de la planificación bajo fuentes de información es siguiendo fielmente el plan durante el tiempo establecido y analizando los resultados y cambios que sucedan en el camino generando las modificaciones apropiadas para ajustarse al plan. Es por ello que hacer visible la información para los encargados de los huertos es vital para el logro de las metas sino nunca podrán realizar las modificaciones que el ambiente fluctuante requiere.

Existen hoy múltiples formas de obtener y visualizar esta información, y no basta con tomar datos, sino es necesario que esos datos se conviertan en información que pueda ser visualizada por los tomadores de decisiones de cada empresa. Tanto empresas grandes como pequeñas deben adaptar y evaluar qué formato les será más útil y eficiente. 

Cierto es que en huertos con mayor diversidad de cultivos, es imprescindible tener un manejo más eficiente de los lineamientos a seguir y la data real dentro de los mismos, sin embargo para todos los casos el seguimiento de la planificación y la capacidad de adaptarse a lo que la información entregada no dice, solo de esta forma se garantiza plenamente que la planificación se cumpla y se logren los objetivos planteados.